Mercurio


Un poco de mitología...

El dios Mercurio

En la mitología latina, Mercurio, uno de los hijos de Júpiter, era el dios de la comunicación y de todas las actividades que requieren habilidad y destreza. Su principal labor, no obstante, era la de ser mensajero de los dioses y, por sus servicios, Júpiter le concedió un sombrero y sandalias aladas, así como un caduceo de oro o varita mágica con serpientes enrolladas y alas en la parte superior. También llevaba a las almas muertas al Hades o submundo.

Además, era el responsable de la buena suerte y de la abundancia, pero no es muy aconsejable fiarse de él porque también era un gran enemigo y muy mentiroso, y era el dios de los ladrones. Mercuruio es, pues, el dios mensajero y también el dios de la elocuencia y de los comerciantes, además de dios de la enseñanza.

Según la tradición, cuando era joven le robó el rebaño a su hermano Apolo, pero se reconciliaron cuando Mercurio le regaló la lira que acababa de inventar. Apolo le ofreció entonces la vara que lleva siempre consigo.


Mercurio, el planeta.



Mercurio
Mercurio es el planeta más cercano al Sol. Posee la segunda órbita más elíptica de todos los planetas, después de la de Plutón. En el punto más cercano de su órbita, la distancia al Sol es sólo dos tercios de la distancia que lo separa de él cuando se encuentra en el punto más alejado. Mercurio orbita alrededor del Sol a una distancia media de 57,9 millones de kilómetros La máxima distancia entre Mercurio y el Sol es de 69,8 millones de kilómetros; y la mínima, de 46 millones, de tal manera que la distancia entre ambos varía a lo largo de la órbita unos 24 millones de kilómetros. Cuando Mercurio se encuentra a la máxima distancia del Sol se dice que está en afelio. El punto de mínima distancia al Sol se llama perihelio.

Hemos dicho que Mercurio es el planeta más cercano al Sol y, como consecuencia de esta cercanía, su periodo orbital, esto es, el tiempo que tarda en dar una vuelta completa alrededor del Sol, es tan solo de 88 días. La velocidad media del movimiento de Mercurio es de 48 km/seg, pero varía ampliamente con la posición a lo largo de la órbita alrededor del Sol. Cuando se encuentra en el afelio (máxima distancia al Sol), el planeta viaja a 38,9 km/seg, mientras que en el perihelio (mínima distancia al Sol) su velocidad es de 58,9 km/seg. A modo de comparación, un avión que viajara a esta velocidad, tardaría sólo 11 minutos en dar la vuelta a la Tierra.

Sin embargo, su velocidad de rotación es muy lenta. Mercurio tarda en girar sobre sí mismo 58 días y 16 horas (terrestres). Y debido a que el día de Mercurio, es decir, el tiempo que tarda en girar sobre sí mismo, es de 59 días (dos tercios de su año), esto crea un efecto bastante extraño ya que un “día” de Mercurio tiene en realidad la duración de dos “años” de Mercurio.

Movimiento de Mercurio




Análisis del esquema:
-  Empezamos con el alba de Mercurio en la posición 1.
-  En la posición 2, estamos a mediodía.
-  En la posición 3, se ha completado una rotación entera.
- En la posición 4, después de dar una vuelta completa al Sol, Mecurio ha efectuado una rotación y media.
-  En la posición 5 es de noche y el planeta ha dado dos vueltas sobre su propio eje.
-  En la posición 6 está acercándose el final de la noche.
- En la posición 7, por último, ha transcurrido un día entero y dos años mercurianos.


En el año 1974 la nave espacial Mariner 10 se colocó en órbita alrededor del Sol, de tal manera que pudo cruzarse con Mercurio en tres ocasiones. A lo largo de estos tres cruces obtuvo valiosa información sobre el planeta, gracias a la cual sabemos, por ejemplo, que la superficie de Mercurio es muy parecida a la de la Luna. Está cubierta de grandes cráteres formados por el impacto de meteoritos, restos de la creación del sistema solar. Hay también zonas montañosas y llanuras.

La Mariner 10 también logró proporcionar información sobre el campo magnético del planeta, que resulta ser muy débil, lo que ha llevado a los científicos a pensar que Mercurio debe de tener un núcleo metálico líquido que representa una gran proporción del planeta: en torno al 70% de la masa de Mercurio consiste en un gran núcleo de material ferroso que ocupa unas tres cuartas partes del diámetro del planeta y que explicaría  la existencia del campo magné-



Datos Físicos de Mercurio
Distancia media al Sol:
58 millones de km.
Periodo Orbital:
88 días
Periodo de Rotación:
58 días y 16 horas
Diámetro:
4.878 kilómetros
Masa (Tierra = 1):
0,38

Temperatura en ºC:
de día: 430º
de noche: -180º
Inclinación del eje:

Satélites:
ninguno
tico y su densidad relativamente alta. No obstante, a pesar de esta “gran” densidad, el planeta es demasiado pequeño y caliente para retener nada que no sea la atmósfera más leve formada por una cantidad mínima de helio, oxígeno, sodio, hidrógeno, potasio y otros elementos

Con respecto a la incógnita que supone el hecho de que Mercurio posea un núcleo ferroso tan grande, los astrónomos creen que el planeta debió de perder gran parte de su manto rocoso externo en el curso de una catastrófica colisión con otro objeto planetario, que habría tenido lugar en los albores del sistema solar.



Volver a Mapa Web

Volver arriba