José Luis Gallego

  

índice

La detención

 

El engaño a sabiendas

 

Realidad para siempre

ir al índice general (web actualizada)

LA DETENCION

 Así llamó el... Destino: torvamente.

Con un golpe feroz. Un picotazo.

Un hirsuto y nocturno navajazo.

La puerta y el Destino, frente a frente.

 ¡Oh dulce puerta herida (que aún se siente

herida, si recuerda) ¡Oh aletazo!

...Un hombre escucha un negro aldabonazo

y cambian sus paisajes de repente.

 Así llamó el Destino. Y la Alegría

(¡así llamó el Destino!) fue tristeza.

Y el mundo, ya no el mundo: sólo un nombre.

 Un lenguaje que nadie hablase hoy día.

Una trampa con siempre más maleza.

Un hombre detenido: ¿un tigre?: ¡un hombre!

IR AL ÍNDICE


El engaño a sabiendas  (Con desenlace)

(I)
...Y
a estoy al margen.
Lejos.
Subido en las montañas de mi sangre.
Aquí arriba, ¡y de pie!
No necesito nada.
*   *   *

Ríos, bosques,
barreras
-fronteras-de glaciares y volcanes
(de sueños y desprecios voluntarios) me separan
de cuanto no soy yo:
una garganta libre.
*   *   *

 (II)
Para llegar aquí,
para subir aquí, donde todo es pulmón y trasvolar de pájaro,
atravesé países
cuyo recuerdo amarga igual que una cadena
o años crucé que adoro.

*   *   *
(III)
No necesito a nadie.
Solamente apartado
mi corazón respira.
Solamente apartado
mi corazón conoce.
Comprende.
Encuentra.
Sabe.
(Hospital penitenciario, "Yeserías", Madrid,
y Penal de Burgos, 1952)

 

IR AL ÍNDICE

Realidad para siempre
-Media filiación-

                                          
           A Manuel de la Escalera       

Preso, mi nombre. Y Preso, mi apellido.
Prisión como lugar de nacimiento.
Mi madre, mi condena -y mi aliento-.
Mi padre, este cerrojo maldecido.
¿Mis años?: diez (más tres) aquí metido.
Preso, mi profesión. ¿Casado? Siento
que lo que soy es viudo de aquel viento,
de su cuerpo libérrimo y querido.
¿Mis hijos?: todo el tiempo que aún me falte
por penar, de estar preso todavía,
de colmar de recuentos muchas trojes.
...Mas no temas que muera, o que me salte
la tapa de los sesos, vida mía.
¡Los presos viven más que los relojes!
(Penal de Burgos,
3 septiembre 1953)


 

IR AL ÍNDICE

PULSA EN CADA NOMBRE PARA LEER POEMAS RELACIONADOS CON PRESOS O CONDENADOS:

  ROMANCE ANÓNIMO     CERVANTES    GÓNGORA    TIRSO DE MOLINA     ESPRONCEDA     ROS DE OLANO  JOSÉ MARTÍ   VALLE INCLÁN   ANTONIO MACHADO  LEÓN FELIPE 

  DIEGO SAN JOSÉ  MARCOS ANA   JORGE GUILLÉN    MIGUEL HERNÁNDE

   GABRIEL CELAYA   JOSÉ HIERRO  MARÍA BENEYTO   ALFONSO SASTRE   CARLOS ÁLVAREZ

VÁZQUEZ MONTALBÁN       LEOPOLDO MARÍA PANERO

ir al índice general (web actualizada)