Técnicas de trabajo


Lectura comprensiva

Saber leer significa identificar las ideas básicas, captar los detalles más relevantes y emitir un juicio crítico sobre todo aquello que se va leyendo.

Cuando leas

El subrayado.

Subrayar es destacar mediante un trazo (líneas, rayas u otras señales) las frases esenciales y palabras claves de un texto.

Conviene subrayar porque

Debemos subrayar

Para comprobar que hemos subrayado correctamente podemos hacernos preguntas sobre el contenido y, si las respuestas están  en las palabras subrayadas, entonces estará bien hecho.

¿Cómo se debe subrayar?

¿Cuándo se debe subrayar?


El esquema.

Es la expresión gráfica del subrayado que contiene de forma sintetizada las ideas principales, las ideas secundarias y los detalles del texto.

¿Por qué es importante realizar un esquema?

Porque nos permite:

¿Cómo realizamos un esquema?

Tras una lectura comprensiva y un subrayado que jerarquice bien los conceptos (idea principal, secundaria, etc.):

El resumen.

Es el último paso de nuestro método de estudio.

Ya hemos leído el texto, lo hemos comprendido, lo hemos subrayado y realizado un esquema con las ideas más destacadas de su contenido.

Pues bien, el siguiente paso consiste, sencillamente, en realizar una breve redacción que recoja las ideas principales del texto, pero utilizando nuestro propio vocabulario. Hay que tener cuidado porque si al resumen se incorporan comentarios personales o explicaciones que no corresponden al texto, tenemos un resumen comentado.

Para hacer un buen resumen has de tener presente los siguientes puntos:

Técnicas de análisis y comentario crítico de textos.

El análisis de un texto se compone de tres pasos:

1. Resumen.

Un buen resumen condensa lo esencial sin utilizar la sintaxis ni el léxico ni fragmentos del texto estudiado.

El resumen no debe ser más largo que el texto. En general, para los textos que se suelen seleccionar en esta prueba, podemos pensar en un resumen de unas ocho o diez líneas con letra normal.

2. Tema y estructura.

El tema es una oración o frase que exprese la idea fundamental del texto, su mensaje, lo que el autor ha querido decir.

Todo texto coherente comporta dos tipos de organización de los contenidos:

Creo que la combinación de ambas puede dar un buen resultado; es decir, lo más eficaz (que no lo óptimo) sería dividir el texto en partes (no tiene por qué coincidir con el número de párrafos) y decir de qué habla cada una.

3. Comentario crítico.

En esta parte se trata de medir la madurez intelectual y cultural del que se examina. Por lo tanto, lo que interesa es que des tu opinión razonada sobre el tema del texto.

Aunque no parece necesario prepararse especialmente para enjuiciar temas universales como el amor, la vida o la muerte, quizá te conviniera tomar contacto con la actualidad a través de la lectura frecuente de la prensa, especialmente de los editoriales de algunos diarios de difusión nacional o las columnas de los suplementos semanales.

Debes redactar tu comentario en español culto, evitando coloquialismos y, por supuesto, vulgarismos. Evita también las frases hechas o las metáforas demasiado manidas (amplio abanico, largo etcétera, llamar poderosamente la atención...). Utiliza sólo las palabras cuyo uso correcto te sea familiar.

Aunque puedes hacer referencia a lo dicho en los pasos anteriores, no repitas lo que ya has escrito.

Un posible esquema:





Variedad de los discursos



El texto: concepto y caracterísiticas.


1. Definición.


Se entiende por textos todas aquellas emisiones habladas o escritas de cualquier longitud que tengan unidad.

2. Características o propiedades.


La comunicación.

1. Definición y finalidades.

La comunicación consiste en un acto mediante el cual un individuo (ser humano, animal u objeto) establece con otro u otros un contacto que le permite transmitir una determinada información.

La realización de un acto comunicativo puede responder a diversas finalidades:

2. Elementos que intervienen en el proceso de comunicación.

Toda comunicación consta de los siguientes elementos:


3. Funciones del lenguaje.

Al establecer cualquier proceso de comunicación nuestra intención principal es comunicar un determinado contenido a un receptor, pero aparte de esa función primordial, el lenguaje puede ser usado para desempeñar muchas otras funciones. Las principales son:


Las formas del discurso según la intención del emisor.


El texto narrativo.


1. Definición.

 
Narrar es contar. La narración es un tipo de texto en el que se cuentan hechos reales o imaginarios. Al abordar los textos narrativos es necesario estudiar la historia y las acciones que la componen (argumento), los personajes que las llevan a cabo, el tiempo y el espacio donde se desarrollan, cómo se ordenan todos estos elementos (estructura) y desde qué punto de vista se cuentan.     

2. La historia.


La mayor parte de los relatos presenta una acción principal y varias secundarias. Estas acciones se combinan entre sí, alternando su aparición y entrecruzando sus desarrollos para conformar el ritmo de la narración.

Un relato presenta distinto ritmo narrativo según el procedimiento de encadenamiento de secuencias que se emplee:

3. Orden de los acontecimientos.


La primera finalidad del narrador es dar a conocer la historia de un modo comprensible para el lector. Por ello, muchos relatos se organizan con sencillez siguiendo un orden; pero en muchas narraciones esa ordenación sufre modificaciones.

El autor puede acelerar o ralentizar la acción a su conveniencia, detenerla para dejar que hablen los personajes, anticipar o posponer hechos, ocultar datos y reservarlos para el momento oportuno, ofrecer pistas falsas, centrar la atención en determinados aspectos con menosprecio de otros, etc.

Teniendo en cuenta el orden de los acontecimientos de la narración, pueden darse diferentes estructuras narrativas:

4. El narrador y el punto de vista.


El narrador ha sido creado por el autor para que lleve a cabo la misión de contar la historia. Se puede narrar una historia

5. Los personajes.


Los personajes son el elemento fundamental de la narración. Se organizan, según su grado de participación en la historia, en personajes principales, secundarios y comparsas.
Existen dos maneras de caracterizar a los personajes:


Resumen del tema El texto narrativo, de Lourdes Domenech.


El texto descriptivo.


1. Definición.


Describir es representar la realidad mediante palabras.

2. Clases.



Resuumen del tema El texto descriptivo, de Lourdes Domenech.


El texto expositivo.


1. Definición.


El texto expositivo tiene como objetivo informar y difundir conocimientos sobre un tema. 

2. Clases.


3. Características lingüísticas.



Resumen del tema El texto expositivo, de Lourdes Domenech.


El texto argumentativo.


1. Definición.


El texto argumentativo tiene como objetivo expresar opiniones o rebatirlas con el fin de persuadir a un receptor. 

La argumentación, por importante que sea, no suele darse en estado puro, suele combinarse con la exposición. Mientras la exposición se limita a mostrar, la argumentación intenta demostrar, convencer o cambiar ideas.

2. Estructura básica.


El texto argumentativo suele organizar el contenido en tres apartados: introducción, desarrollo o cuerpo argumentativo, y conclusión.

3. Modos de razonamiento.



Resumen del tema El texto argumentativo, de Lourdes Domenech.


Géneros textuales.


Los textos literarios.


Textos narrativos.


(Volver a El texto narrativo).

Textos poéticos.


1. Caracterización.

Los textos poéticos comunican las más íntimas vivencias del hombre, lo subjetivo, sus estados anímicos.

2. Principales elementos del poema.


Textos dramáticos.

1. Definición.

Llamamos teatro a aquellas obras literarias que son escritas para su representación por unos actores en un escenario. Sus rasgos más característicos son el uso del diálogo y que no aparece la figura del narrador.

2. Estructura de una obra dramática.

Una obra de teatro está formado por dos tipos de textos: texto principal o primario y texto secundario.

Los textos periodísticos.

Objetivos de la prensa.

En general, todo medio de difusión persigue tres objetivos:

Principales géneros periodísticos.

Los géneros periodísticos pueden ser de dos clases: informativos y de opinión.

Los lenguajes especiales.

Una misma lengua no se emplea siempre igual. Cuando las peculiaridades están motivadas por el tema del que se trata, hablamos de lenguajes especiales (lenguaje científico,  humanístico, técnico, etcétera).

Los textos técnicos y científicos.

El rasgo léxico especial de los textos técnicos y científicos en tanto que tales, es la terminología (palabras de significado propio de una rama del saber).

Características lingüísticas comunes al lenguaje de cualquier ciencia:

Resumen del tema Lenguaje científico, de Wikilengua.

Los textos humanísticos.

Nos referiremos a las disciplinas humanísticas aludiendo, sobre todo, a aquellas en que se manifiestan el pensamiento del hombre (Filosofía), el recuerdo de su pasado (Historia) y la expresión de su espíritu artístico (Literatura, principalmente). Pero cabe incluir entre ellas la Filología, la Sociología, el Derecho y la Política.

Características

El ensayo.

A medio camino entre la prosa literaria y la de investigación, es un género literario muy cultivado en todo el mundo.

Se trata de un escrito en el que el autor presenta con originalidad un tema cualquiera, destinado a lectores no especializados, en un espacio normalmente abarcable en una sola sesión de lectura.

Sus canales ordinarios de difusión son las revistas especializadas, la prensa diaria (muchos de los artículos que aparecen en los periódicos, incluso algunos editoriales, pueden considerarse ensayos), los blogs y, claro, los libros.

Características del ensayo.

Resumen del tema Lenguaje humanístico, de Alfonso Sancho Rodríguez.